ARTIMAÑAS DEL CONSTRUCTOR

  1. ELECCIÓN DE LA MAQUETA
  2. ELECCIÓN DEL FABRICANTE
  3. TALADRO, LIJADO Y MINIS
  4. CURVADO DE LOS LISTONES
  5. TRABAJOS CON SUJECIÓN
  6. PINTURA, SECADO Y BARNIZADO
  7. NUEVO ACELERADORES DE SECADO

ELECCIÓN DE LA MAQUETA

No es ésta cuestión baladí; es imprescindible ser realistas, sobre todo al principio: una elección demasiado ambiciosa puede hacer perder la confianza hasta el punto de abandonar el proyecto.

Un principiante debe comenzar su andadura en el modelismo naval con barcos pequeños o medianos, con no más de uno o dos palos, una vela a lo sumo, poca ornamentación pictórica y preferiblemente que tanto la proa como la popa no sean redondas (su elaboración es más complicada). Este tipo de embarcaciones no debería de sobrepasar los 200 euros y las 50/75 horas de trabajo.

La dificultad es proporcional a la experiencia ¡no se desanime!